Fernando Pessoa: El Banquero Anarquista

Título original: O Banqueiro Anarquista

Idioma original: Portugués

Año: 1922

Editorial: Alianza Editorial (actual..)

Género: Reflexión

Valoración: Muy recomendable

Sorprende, ¿no? ¿Desde cuándo un anarquista puede ser banquero? ¿Desde cuándo un banquero puede ser anarquista? Quizás, si uno es Esperanza Aguirre, estos dos términos vienen de la mano, ya que ella se considera anarquista (sí sí, lo leí en una entrevista hace unos años), y todxs sabemos que es una gran amante de la naturaleza, la igualdad y todo lo relacionado con lo social.

En este mundo en el que la contradicción y la hipocresía son el día a día de todxs y cada unx de nosotrxs, este libro no puede ser más apropiado. Al principio, coges el libro con mucho escepticismo, pensando “esa fórmula no es posible. Ni de coña me convence” o, por otro lado, piensas “seguro que es una apología del liberalismo, donde se confunde el término libertario con el término liberal” (probablemente, el mismo problema que tiene Espe).

Sin embargo, poco a poco el autor va explicando el por qué escribir un libro con semejante paradoja. Es muy simple: un relato de unas 50 páginas,en formato de libro de bolsillo, donde dos personajes mantienen una conversación de sobremesa, el banquero y otro hombre que no queda muy claro quién es (amigo, periodista..). La conversación gira, en todo momento, en torno a la persona del banquero, a su vida y al cómo ha llegado a deshacerse de todas las “ficciones sociales”, concepto muy importante para la comprensión del texto.

Cada persona sacará una conclusión sobre este relato y sobre este personaje, que, en mi opinión, sobrepasa la característica de prepotencia. Cree tener la verdad absoluta y eso es algo que chocará a muchxs. Sin más, os recomiendo con fervor leerlo  (y otros de Fernando Pessoa también denominados como “cuentos de raciocinio”) y os dejo un extracto de introducción:

-¡Asombroso! ¡Ni al diablo se le ocurre! Pero entonces, ¿cómo concilias tu vida
entendámonos: tu vida bancaria y comercial con la teoría anarquista? ¿Cómo la
concilias, tú, que dices entender por teoría anarquista exactamente lo que los
anarquistas corrientes entienden? Y aseguras, encima, que te diferencias de ellos por
ser más anarquista, ¿verdad?
 -Precisamente.
 -No entiendo nada.
 -¿Tienes ganas de entender? Todas las ganas de entender.
 Retiró de su boca el cigarro puro, ya apagado; volvió a encenderlo, lentamente;
contempló cómo se extinguía el fósforo; lo depositó con suavidad en el cenicero;
después, irguiendo la cabeza, que por un momento había inclinado, continuó: …